Desarrollo de relaciones profesionales satisfactorias. Japón

Desarrollo de relaciones profesionales satisfactorias. Japón

La característica predominante de Japón según Hofstede es un elevado índice de evitación de la incertidumbre. No se acepta la ambigüedad y se siguen reglas y procedimientos estrictos a fin de reducirla. Esto puede explicar por qué los japoneses consideran el conflicto, un concepto que suscita gran ambigüedad, como algo negativo. En general, se prefiere someterse a la opinión colectiva, motivo por el cual la Tierra del Sol Naciente se considera también muy colectivista. Los conceptos de libertad individual y éxito personal no se consideran tan importantes como los de la armonía del grupo y el consenso. La armonía es la respuesta idónea en todas las situaciones, lo que se refleja en el estilo de negociación. A los japoneses no les gusta utilizar la palabra “no”. Debe aprender a interpretar cómo se expresan las cosas. A veces escuchará decir “sí” cuando su interlocutor quiere decir “no”. Esto suele suceder en países que obtienen una puntuación alta de evitación de la incertidumbre, y para tener éxito deberá aprender a distinguir estas señales. Lo mismo puede afirmarse de las sonrisas y la expresión de emociones. Una sonrisa puede expresar tanto desagrado como agrado. Debe extremar sus precauciones cuando utilice expresiones faciales, porque pueden malinterpretarse. Jamás señale. Intente no hacer gestos con las manos.

Para reducir la incertidumbre relativa a la conducta, hay gran cantidad de reglas y rituales que observar. Existe un proceso sumamente complicado para saludarse e intercambiar tarjetas de visita. El rango es importante. Si le saludan con una inclinación, debe devolver una inclinación tan profunda como la que ha recibido. Esto determina el estado de su relación. Al inclinarse, debe mantener las palmas de las manos pegadas a los muslos y la mirada hacia abajo.

 Después, viene el intercambio de tarjetas de visita. Este proceso se denomina meishi koukan. Las tarjetas se deben entregar y recibir con las dos manos y deben contener su idioma nativo en un lado y la traducción al japonés en el otro. Al entregar su tarjeta de visita, utilice las dos manos y preséntela con la cara en japonés hacia arriba. Los japoneses consideran las tarjetas de visita como una representación directa de la persona, por lo que debe manipularlas con cuidado. No escriba en una tarjeta que ha recibido ni la doble en ninguna circunstancia. Se trata de una profunda falta de respeto. Es interesante llevar un pequeño tarjetero en el que guardar las tarjetas. De otro modo, podría considerarse una muestra de desprecio hacia quien le proporciona una. Lea la tarjeta despacio y con atención, para mostrar respeto a la persona que se la ha entregado. No se puede empezar ninguna negociación hasta que se ha completado este proceso.

Empezar

  • Vea el vídeo de demostración del método.
  • Disfrute de un período de prueba gratuito de 7 días.
  • Póngase en contacto con nuestra oficina más cercana.

Vea el vídeo de demostración

Take a video tour